x
Contenidos exclusivos, revista física
y muchas más ventajas
Publicidad

4 consejos para aprovechar los contenidos generados por nuestros usuarios

Los contenidos generados por nuestros usuarios puede convertirse en una poderosa herramienta de marketing digital, mejorando la conversión y el engagement.

05/01/2024  David RamosMarketing & Ventas

Cuando navegamos por la Red estamos expuestos a infinidad de mensajes. Ante este maremágnum, es difícil dar con la clave para atraer al usuario y traducir ese impacto en ventas.

Sin embargo, el consumidor digital se muestra particularmente receptivo ante los contenidos generados por otros usuarios, que ofrecen su punto de vista y una experiencia real.

Estos contenidos creados por los clientes pueden ser publicaciones en redes sociales o reseñas de usuarios, por ejemplo. Un estudio de Reclamador.es y Adhara Marketing Tools pone de manifiesto que las redes sociales favoritas de los usuarios para quejarse o reclamar a las empresas son las reseñas de Google (30,6% de los encuestados) y los mensajes en X (8,6%).

Ý dos tercios de los consultados (66,5%) consideran que mostrar su malestar en redes sociales es útil para recibir un mejor servicio, aunque sea a largo plazo.

La experiencia del cliente es clave en su retención, como ya hemos contado en alguna ocasión. Las quejas u opiniones negativas en estas plataformas pueden ser muy dañinas para nuestro negocio, pero también podemos aprovechar estas publicaciones para generar confianza hacia nuestra marca a través de una comunidad de usuarios si sabemos cómo incorporar los contenidos generados por los usuarios en nuestra estrategia de venta.

¿Cómo aprovechar estos contenidos?

Skeepers, empresa especializada en ofrecer servicios integrados que ayudan a las marcas a generar contenido generado por el usuario, comparte algunos consejos para sacar el máximo partido.

Prestar atención a los microinfluencers

La compañía cita el informe ‘2021 Consumer Culture Report’, el cual desvelaba que casi la mitad (47%) de los consumidores de las generaciones Z e Y usan las redes sociales para investigar los productos que les interesa comprar.

Y no hay más que ver cómo se ha profesionalizado la profesión de influencer para confirmar esta tendencia. Acceder a los más reputados quizá sea demasiado complicado para una pequeña empresa, pero Skeepers aconseja acercarse a perfiles nano y microinfluencers, que gozan de enorme éxito entre las marcas porque aprovechan la cercanía y profundidad de estos creadores para conectar con su público objetivo.

Pedir reseñas

Las reseñas son una manera sencilla de incluir la voz de los usuarios para convencer al futuro cliente de la calidad de nuestro servicio o producto.

Al hilo de ello, Skeepers recuerda que el 70% de los consumidores consulta las opiniones o reseñas antes de comprar. Es lo que se denomina ‘prueba social’: cuando no estamos seguros de probar una marca, no nos animamos hasta que nos la recomienda algún amigo o familiar. Ahora, con las redes sociales y otras plataformas, el circulo se amplía, encontrando las recomendaciones de otros usuarios reales.

La empresa insiste en que, aunque pensemos que recopilar estas opiniones es una tarea difícil, existen herramienta que nos permiten recoger las opiniones de los usuarios, analizarlas y dar una respuesta, además de añadirse automáticamente a nuestro perfil de Google My Business o a nuestra página de producto.

Crear un hashtag específico

La compañía considera que toda marca debe usar un hashtag específico y fácilmente identificable, especialmente aquellas cuyo público objetivo pertenece principalmente a la Generación Z. Esto ayuda a crear un sentimiento de comunidad entre nuestro público y aumenta la visibilidad de la marca.

Skeepers indica que hay que animar a los usuarios a etiquetar sus fotos, vídeos o mensajes con esa etiqueta, fomentando el engagement y la interacción de la comunidad. Además, tener un hashtag facilita la organización y búsqueda de contenidos relacionados y simplifica recolección del material generado.

No escatimar en vídeos e imágenes

En un entorno virtual, en el que no podemos tocar los productos, incluir imágenes y vídeos aporta más información al usuario. Esto puede ayudarnos a reducir las devoluciones y mejorar la fidelización del cliente.

Skeepers remarca que los vídeos ofrecen la oportunidad de mostrar cómo se utiliza un producto o sus características de manera efectiva. Se trata de facilitar una compra informada, ya que el usuario puede ver cómo se usa el producto.

Además, estos contenidos son muy atractivos para compartir en redes sociales, aumentando así la visibilidad y el alcance de nuestra marca.

David RamosDesde 2006, soy periodista freelance especializado en información económica, técnica y sectorial.